Sonidos de Fin de Año

Se acaba el 2014, y, con él nuestra pequeña gira de diciembre, donde hemos podido tocar ante un público siempre acogedor, pasando de León a Barcelona e Igualada y regresando a la provincia leonesa para cerrar el año en Villanueva del Condado.

 

Después de doce meses intensos y que no han sido fáciles, no hay nada mejor que el buen sabor de boca con el que cerramos nuestro último concierto, así como el recuerdo de muchos  momentos que han compensado con creces nuestro esfuerzo: la emoción de tocar ante una sala a rebosar en el Auditorio Miguel Delibes de Valladolid o en la idílica reserva natural de la Alfranca (Zaragoza), los tres intensos días en el Pirineo Catalán, participando en el FeMAP, la entusiasta acogida que tuvimos en el Festival "Fundación Monteleón", el crescendo que hemos notado en nuestro rendimiento en estos cuatro últimos conciertos de diciembre...

 

Además, nuestro repertorio "Barrockandrollero" nos ha llenado de experiencias únicas al poder tocar arreglos de nuestros grupos de pop y rock favoritos tanto en bares y salas como en una ermita, y ver el éxito de una idea que podría parecer descabellada en un principio.

 

Para un grupo que está tratando de abrirse hueco en la escena musical de hoy en día, es duro luchar por seguir activos y atender a un sinfín de cuestiones totalmente extra-musicales y ajenas a lo que se enseña en un conservatorio, pero necesarias para seguir haciendo lo que más nos gusta: ofrecer nuestra música al público. En este sentido, se puede decir que hemos aprendido mucho este año, tanto de los éxitos como de los golpes recibidos.

 

Pero, a pesar de los obstáculos que nos vayamos encontrando, momentos como nuestro último concierto en Villanueva del Condado nos hacen recordar que merece la pena esta lucha, y aportar lo mejor de nosotros a un proyecto que nos sigue ilusionando.

 

Por todo ello, gracias a quienes nos habéis apoyado desde el principio (especialmente al "club de fans" formado por nuestros seres más queridos) y a los profesores que tanto han aportado a nuestra personalidad en lo musical. Gracias también a las organizaciones y equipos técnicos de los festivales y ciclos donde hemos ido participando por su confianza en nosotros y su acogida; especialmente, a la organización del FeMAP (Josep María Dutrén, Violeta, Adriana, Miquel...), a la "Fundación Monteleón" (Carmen Mayo, Dionisio Domínguez) y a los miembros de la Fundación Cerezales "Antonino y Cinia".

 

Esperamos que el 2015 sea un año igual de productivo y entrañable.